Gases lacrimógenos y detenciones para impedir la celebración del Orgullo en Estambul

  • Desde el gobierno de la capital turca prohibieron de la marcha "por la seguridad de los turistas y de los propios participantes" ante la existencia de amenazas.
  • Según el comité organizador de la Semana del Orgullo de Estambul, los manifestantes arrestados fueron obligados a escuchar rezos del Corán en los coches policiales.

orgullo estambul 2017La policía turca ha impedido este domingo con el despliegue masivo de agentes, el uso de gases lacrimógenos y varias detenciones que organizaciones homosexuales locales celebren el Orgullo 2107 en Estambul, prohibida el día anterior por razones de seguridad. Los activistas intentaron reunirse en diferentes puntos del centro de la ciudad, pero fueron bloqueados por los agentes, que en algunas calles hicieron uso de gases lacrimógenos.

Varios activistas, que gritaron lemas a favor de los derechos de los homosexuales, fueron detenidos en la calle peatonal Istiklal. Según el comité organizador de la Semana del Orgullo de Estambul, los arrestados fueron obligados a escuchar rezos del Corán en los coches policiales.

En las redes sociales, las asociaciones LGTBI destacaron en una declaración conjunta que "una vez más" las autoridades prohibieron su marcha, como en 2015 y 2016. "Sin embargo, no estamos asustados. No vamos a dar un paso atrás ni vamos a rendirnos. Estamos aquí de nuevo y vamos a demostrar que estamos luchando por nuestro orgullo", señaló el texto.

La oficina del gobernador de Estambul anunció ayer la prohibición de la marcha "por la seguridad de los turistas y de los propios participantes", al recordar que algunos sectores ultranacionalistas e islamistas habían amenazado con impedirla.

La marcha del Orgullo LGTBI se celebra en Estambul desde 2003 y ha ido cobrando importancia hasta reunir a unas 15.000 personas en 2014, siempre en un ambiente alegre y festivo.

En 2015, sin embargo, la policía prohibió por primera vez el desfile y dispersó a los participantes con gases lacrimógenos, lo que se repitió en la manifestación por los derechos de las personas transexuales el año pasado, celebrada también en junio. Tras estas intervenciones policiales y la prohibición de desfilar, los colectivos decidieron cancelar la marcha del Orgullo del año pasado.

¿Te interesa el contenido?