Colectivos transexuales solicitan la despatologización de la transexualidad

“Un trastorno, una enfermedad es una sociedad que no entiende que unas personas tienen que hacer una adecuación de su cuerpo a un sexo que sienten como propio”

La transexualidad no es una enfermedad21/10/2011 - José Manuel Hernández | Madrid Colectivos transexuales de diversas comunidades autónomas, en representación del total de colectivos del Estado, han convocado una rueda de prensa frente a las puertas del Ministerio de Sanidad, Política Social e Igualdad con motivo de la celebración de Día Internacional de la Lucha por la Despatologización de la Transexualidad, que tendrá lugar el próximo 23 de octubre.

En la misma, Mar Cambrollé, Coordinadora del Área de Transexualidad de la FELGBT, ha manifestado su adhesión a una jornada que en los próximos días promoverá movilizaciones y acciones reivindicativas en más de 50 ciudades. La abolición del concepto “trastorno mental” en referencia a la transexualidad, que pervive en 61 ciudades del mundo, es la máxima pretensión de una reivindicación cada vez más acomodada en las agendas políticas internacionales.

Asimismo, Cambrollé ha anunciado el trabajo realizado de manera conjunta con el Ministerio de Sanidad en la elaboración de un protocolo para la atención de personas transexuales que no indique patología alguna. Un trabajo iniciado en 2010 y que el pasado 5 de octubre se concretó en un borrador consensuado por todos los colectivos transexuales, las sociedades médicas y este Ministerio, que disponen de plazo hasta el 30 de este mes para realizar aportaciones al mismo.

La única intención de los colectivos, ha señalado la portavoz, es “recordarle al gobierno resultante de las elecciones del 20-N que sea un protocolo y un grupo de trabajo que siga adelante, y que además se implemente ese protocolo en todas las unidades existentes en España”. Se trata no solo de conseguir la despatologización en la OMS, sino también de lograr que el Gobierno de España siga el ejemplo de los gobiernos de Francia y Suecia, retirando de todas las Unidades de Trastorno de Identidad de Género esa T que posee connotación patológica. Del mismo modo, se insta a la inclusión de los menores de edad en los programas de atención a personas transexuales y se solicita la rebaja del tiempo necesario de tratamiento hormonal para la modificación del documento nacional de identidad. También se solicita la descentralización de los tratamientos hormonales, el apoyo psicológico y las intervenciones quirúrgicas que pasarían a ser atendidas desde las provincias de las y los usuarios.

Por otra parte, ha adelantado algunas de las cifras arrojadas por un estudio sicosocial sobre personas transexuales en España realizado por el Departamento de Psicología Social, Antropología Social, Trabajo Social y Servicios Sociales de la Universidad de Málaga en colaboración con la FELGTB. Del mismo, realizado sobre una población total de 153 personas (110 mujeres transexuales y 43 hombres transexuales), se desprende la vulnerabilidad del colectivo, en el que casi un 33,8% de las personas disponen de unos ingresos inferiores a los 600 euros mensuales.

En relación con el ámbito laboral, los datos obtenidos sitúan en más del 35% la tasa de desempleo, constituyendo para el 58% de los encuestados la transexualidad la causa del mismo. Casi la mitad de los encuestados afirma de hecho haber sido objeto de un rechazo manifiesto por este motivo. Dentro del colectivo, los hombres transexuales poseen mayor facilidad en el acceso al mercado laboral, si bien éste se produce en condiciones de inferioridad respecto al resto de la población.

Las restricciones en el acceso al empleo han llevado a más del 48% de las personas encuestadas al ejercicio de la prostitución como única vía de obtención de ingresos. Por este motivo, ha señalado Cambrollé “los colectivos de personas transexuales de todo el estado español no vamos a admitir recortes en lo que es la asistencia sanitaria a las personas transexuales”.

 

¿Te interesa el contenido?