Habilitan un número de teléfono en Murcia para aquellos que sufran acoso por su sexualidad

A través de la aplicación WhatsApp, todo aquel que se sienta víctima de la homofobia puede escribir un mensaje para recibir ayuda.

Whatsapp AmigoEl Consejo Local de la Juventud de Murcia y el colectivo No Te Prives de gays, lesbianas, transexuales y bisexuales, se han unido para crear el 'WhatsApp Amig@'. Una nueva iniciativa contra el acoso homofóbico y la discriminación sexual en la que, mediante la conocida aplicación de mensajería instantánea, los jóvenes pueden recibir información y ayuda gratuita.

Francisco Sánchez, presidente del Consejo, y Jesús Costa, responsable de No Te Prives, explicaron en rueda de prensa que el origen de este sistema se encuentra en los últimos datos de la encuesta nacional en la que se revelaba que "el 65% de los jóvenes que han padecido acoso homofóbico había pensado en suicidarse y un 10% lo habían planificado". Unos datos alarmantes que ponían de manifiesto que los jóvenes demandaban ayuda en este sentido: "en otros tiempos, habríamos sugerido habilitar un servicio telefónico, pero hoy los jóvenes se relacionan de otra manera y, por eso, hemos optado por el whatsapp, ya que su comunicación es mayoritariamente a través de mensajes de texto".

A través del teléfono 683 19 58 74, aquellos murcianos que lo necesiten pueden plantear sus consultas, dudas e inquietudes de forma fácil y gratuita. Basta con agregar ese número a su agenda de contactos y escribir un mensaje a través de WhatsApp. Voluntarios y psicólogos de No Te Prives atenderán la solicitud de forma confidencial para salvaguardar la intimidad de los jóvenes afectados y "nunca se responderá con una llamada, a no ser que lo soliciten".

El 'WhatsApp Amig@" se presentará en las próximas semanas con charlas informativas en los colegios e institutos del municipio de Murcia, a través de cartelería y del reparto de octavillas. Además, se pondrá en marcha un plan de difusión por los centros juveniles del municipio para cubrir la mayoría de la población joven de la ciudad. "Si sabemos que hay acoso homofóbico en un instituto, sin necesidad de dar nombres, podemos hablar con el director y los orientadores para que las cosas cambien".

Sanchéz aprovechó la rueda de prensa para pedir un aumento de las medidas contra la LGTBfobia: "este servicio es un nuevo paso para luchar contra la discriminación que puedan sufrir algunos jóvenes, discriminación que hay que erradicar de nuestra sociedad, y para ello los jóvenes tenemos que ser los primeros que mostremos que todos somos iguales y ninguna condición personal es excusa para que un joven pueda sufrir intimidación, acoso o persecución".

¿Te interesa el contenido?