Detenido un neonazi por asesinar a su exjefe por ser gay

Un supremacista blanco que ha admitido haber matado a su exjefe en una universidad de Carolina del Norte ha dicho que no siente remordimiento alguno y que había hecho "un favor al mundo".

Kenneth Morgan StancilKenneth Morgan Stancil, de años 20, disparó Ron Lane, de 44, el pasado lunes 13 de abril después de que fuera despedido por sus continuas ausencias en el trabajo. El asesino confeso fue detenido al día siguiente mientras dormía en una playa de Florida.

Stancil dijo desde la cárcel que la sexualidad de Lane fue una de las razones por las que le mató. Cuando le preguntaron si odiaba a los gays, respondió: "Sí, los odio... con pasión".

Stancil aseguró que su antiguo jefe había realizado un acercamiento "sexual" hacia él y hacia un familiar suyo. 'Físicamente no me tocó pero él se estaba proponiendo hacerlo", dijo. "Y que no iba a dejar que eso sucediera".

Stancil afirmó que Lane también acosó a un pariente pariente suyo a través en Facebook y trató de quedar con él una semana antes de los disparos. El asesino dijo que debido a que su pariente no era un 'maricón' como Lane, se vio obligado a actuar.

Sin embargo, la madre de Stancil, Debbie Stancil, dijo a principios de esta semana que Lane nunca había acosado a ningún miembro de la familia y afirmó que su hijo necesitaba "ayuda mental".

Stancil se hizo recientemente un tatuaje en cara del número 88, una abreviatura para el saludo nazi 'Heil Hitler'. Cuando se le preguntó si era un supremacista blanco, Stancil confirmó que él era neonazi, pero no se incluyó en ningún grupo o banda. "Trato de mirar por mis compañeros blancos tanto como sea posible, ¿entiendes? Yo no creo en la mezcla de razas", dijo.

Stancil está detenido sin derecho a fianza en una cárcel de Florida y se espera que sea enviado a Carolina del Norte para su enjuiciamiento.

 

¿Te interesa el contenido?