Agreden a cuatro chicos gays al grito de “maricones” en la Gran Vía de Madrid

Se priducen tres agresiones en menos de una hora a un grupo de jóvenes homosexuales por parte de dos chicos en el distrito Centro de Madrid.

En la madrugada del sábado al domingo 26 de abril cuatro chicos, de edades comprendidas entre 19 a 26 años, se encontraban en las inmediaciones de la Gran Vía agarrados entre ellos, en pleno centro de Madrid cuando fueron increpados por dos chicos quienes les gritaron “maricones” y golpearon violentamente a dos de ellos.

Los agresores huyeron y los chicos se dirigieron a una discoteca de ambiente gay cuando volvieron a encontrárselos. Los agresores volvieron a increparles y a golpear a dos chicos del grupo. Las víctimas salieron corriendo y encontraron una patrulla de la policía municipal a quienes pusieron al corriente. La policía detuvo a los agresores pero se limitaron únicamente a tomartes sus datos, dejándoles libres a los pocos minutos. Para los denunciantes, el comportamiento policial ante esta situación “no ha sido del todo adecuado", por lo que desde Colegas consideran necesario que "los Policías Locales se formen de igual forma que la Policía Nacional en la gestión de este tipo de incidentes que afectan a la población LGBT".

Las víctimas se dirigieron a la comisaría del Distrito Centro y aparecieron de nuevo los agresores, que estaban esperándoles y se les encararon y finalmente eligieron al azar a uno de los chicos gais, al que le propinaron violentos golpes en la cabeza, le tiraron al suelo y le dieron patadas hasta que lo dejaron en el suelo y se fueron corriendo.

Los chicos se pusieron en contacto con Arcópoli y la asociación LGTB les recomendó a las víctimas que fueran al hospital, donde les hicieron un reconocimiento médico con pronóstico de traumatismos múltiples. Esta semana los cuatro chicos van a denunciar la agresión a la policía acompañados por miembros de Arcópoli.

Desde Arcópoli han querido denunciar que "este nuevo ataque homófobo en pleno centro de Madrid viene a contribuir desgraciadamente al triste aumento de agresiones que venimos registrando desde febrero de 2014".

Arcópoli ha detectado un importante aumento de agresiones de origen homófobo en los aledaños del barrio de Chueca por parte de sujetos aislados que, al grito de maricones, se dedican a agredir físicamente a parejas y grupos de chicos gays.

Por esta situación han solicitado al Gobierno de la Comunidad de Madrid y al Ayuntamiento de Madrid un plan de choque urgente que solamente el Metro de Madrid ha realizado. Asimismo exigen que "las instituciones madrileñas sean conscientes del claro aumento de la homofobia por las calles de nuestra ciudad".

En palabras del Coordinador de la organización, Yago Blando: “Las autoridades madrileñas deben tomar cartas en el asunto e implicarse directamente ante el vertiginoso aumento de las agresiones homófobas en el centro de Madrid”.

Por su parte, la asociación Colegas ha admitido sentirse "alarmada ante esta escalada de agresiones a homosexuales en zonas aledañas de la Gran Vía en menos de un año, por lo que procederá a personarse como acusación particular en este caso de agresiones en el marco del Proyecto 'Observatorio Español contra la LGBTfobia' que está implementando con la ayuda del Ministerio de Sanidad, Políticas Sociales e Igualdad, y la colaboración de la Secretaría de Estado de Seguridad. Es inconcebible que la zona centro de Madrid acumule tantas agresiones y se haya convertido en una zona peligrosa, donde son abundantes los robos, insultos y agresiones a personas LGBT, ya que en Chueca y zonas cercanas se acumulan la mayoría de locales de ocio destionados a LGBT".

¿Te interesa el contenido?